Alegría

A veces el trabajo de padre presenta dificultades que, a la larga, tienen su recompensa. Por ejemplo, cuando el hijo es chico le pedís que ordene sus cosas y él se queja y protesta. Vos argumentás que hacer orden hace la vida más fácil, pero él sigue protestando. Años más tarde lo ves ordenando sus cosas por propia iniciativa y lo escuchás decir que “el orden hace la vida más fácil”. Cosas así te ponen contento.

Hace tiempo, cuando colgaba videos de nuestra práctica, especialmente aquellos que incluían derribos y chin na, mucha gente decía que “eso no es taichi”. Otros decían que era algo ajeno al arte marcial chino, que era “judo” o “sambo”. Los más moderados decían que era “shuai jiao”. Yo argumentaba que todas las técnicas mostradas en los videos están presentes en la forma de taichi chuan y de bagua zhang.

Hoy veo a algunos de esos críticos tomando clases de eso que antes criticaban y mostrándolo con orgullo como parte legítima de su taichi chuan. Cosas así te ponen contento.

——–
Autor: Daniel Fresno